El diálogo nacional en Chile fue la sorpresa de las primarias

El diálogo nacional en Chile fue la sorpresa de las primarias; el joven diputado y exlíder estudiantil Gabriel Boric y el independiente y exministro Sebastián Sichel dieron el batacazo al ganar este domingo las primarias presidenciales de izquierda y derecha en Chile; respectivamente; dos candidaturas de cambio generacional y con visiones moderadas de centro. 

Al 99,78% de los votos emitidos; Boric; representante del partido Convergencia Social; consiguió una irreversible victoria con un 60,42% de apoyo; derrotando al representante del Partido Comunista; Daniel Jadue; (39,58%) quien partía esta elección como favorito para ganarla.

Chile celebrará la primera vuelta de la elección presidencial el 21 de noviembre.

“No le tengan miedo a la juventud para cambiar este país”; dijo Boric -que se convierte con 35 años en el candidato presidencial más joven de la historia de Chile-; en el acto de celebración de su triunfo en Santiago.

“Chile fue la cuna del neoliberalismo; también será su tumba”; apuntó en su discurso.

La victoria de Sichel (49,08%) en el campo de la derecha no es menos sorpresiva. Exministro de Desarrollo Social del gobierno de Sebastián Piñera; como candidato independiente corría con desventajas ante los otros postulantes; principalmente el exalcalde del exclusivo barrio de Las Condes; Joaquín Lavín (31,31%); de la ultraconservadora Unión Demócrata Independiente (UDI).

“Ahora Chile Vamos es uno solo. Somos una coalición que se prepara para ganar la elección presidencial”; dijo Sichel; de 43 años; en referencia al pacto de derecha del gobierno de Piñera; que desde el estallido social de octubre de 2019 sufrió una pérdida de popularidad que no ha podido remontar.